Cervezas San Miguel S.L.U., una de las sociedades dedicadas a la actividad industrial propiedad del grupo Mahou San Miguel, ha decidido trasladar su domicilio social desde Barcelona a Málaga, donde cuenta con un centro de producción desde 1966. Esta decisión responde “al compromiso de garantizar la máxima seguridad jurídica para la compañía y sus profesionales en el desarrollo de su actividad”, según fuentes de la compañía.

Según matizan desde la empresa, Cerveza San Miguel S.L.U es una sociedad de útil industrial “que no comercializa bienes o servicios de ningún tipo al consumidor final”.

Mahou San Miguel, líder del sector cervecero en España, tiene su sede central en Madrid desde 1890, donde factura y se consolidan todas sus cuentas a través de la matriz Mahou S.A. Además, cuenta con centros de trabajo en 11 comunidades autónomas (Andalucía, Baleares, Castilla-La Mancha, Castilla y León, Canarias, Cataluña, Comunidad Valenciana, Galicia, Madrid, País Vasco y Principado de Asturias), que, en su totalidad, se mantendrán operativos en sus actuales ubicaciones.

Presencia e inversiones en Málaga

Mahou San Miguel destinó en 2016 un total de 3,7 millones de euros a la mejora de su centro de producción de Málaga, a través de 31 proyectos diferentes dirigidos a “maximizar la sostenibilidad, eficiencia y fiabilidad operativa de sus procesos”, según explicó el pasado mes de julio el director de la fábrica, José Manuel Huesa. Entre ellos, destacaron la renovación de una lavadora de botellas, la mejora de sus redes de comunicación interna y distintos proyectos de eficiencia industrial que incorporan “la tecnología más moderna disponible en la actualidad”. A ellos se suman otras inversiones que se están ejecutando este año, como un nuevo laboratorio de calidad o dos pasteurizadoras de envases.

La planta, que cuenta con una superficie de 60.000 metros cuadrados,tiene una capacidad productiva de 2,5 millones de hectolitros al año. Con 51 años de historia, tiene una plantilla media de 125 empleados directos y realiza compras a proveedores locales por valor de 14 millones de euros. Produce más de 150 referencias distintas de las marcas San Miguel, Alhambra y Mahou.